Nuevos profesionales de la salud alzaron su título universitario


Nuevos profesionales de la salud alzaron su título universitario

Lo hicieron este jueves 7 de diciembre en el último acto de colación de grado de la sede San Luis. La Facultad de Ciencias de la Salud entregó treinta y dos (32) diplomas durante el acto. Previamente concedió veintisiete (27) títulos a pedido de los graduados en el decanato. En total en este año la Facultad egresó a cincuenta y siete (57) nuevos profesionales.

La ceremonia de colación comenzó pasadas las 10:00 horas en el Auditorio Mauricio López con la apertura artística de los músicos Julián Manrique y Miguel Orozco. Luego se conformó la mesa académica e ingresaron las banderas de ceremonias.

El acto fue presidido por el rector de la Universidad Nacional de San Luis, Dr. Félix Nieto Quintas, junto a la decana anfitriona Esp. Ana María Garraza y demás autoridades de las Facultades y secretarias académicas de Universidad y Facultad.

La entrega de los diplomas se realizó al calor de los aplausos de amigos y familiares de los flamantes egresados. En esta oportunidad subieron doblemente al escenario las profesionales Keila Marien Iriarte Espinosa y Eliana Kimei Pizarro quienes recibieron diplomas de honor. La primera con un promedio de 9,36 de la carrera Licenciatura en Fonoaudiología, y la segunda con un promedio de 9,12 de la carrera Licenciatura en Nutrición.

La palabra de los egresados estuvo a cargo de la Lic. Mariangeles Silvina Irazabal quien destacó que detrás de cada historia siempre hay un factor común, “la familia, los amigos y aquellas personas con motivación que siempre estuvieron atrás de toda esta etapa, acompañando dando fuerzas para seguir y debiendo horas de nuestra compañía para darle lugar y el tiempo a las horas de estudio”. 

Asimismo sostuvo que este día de regocijo no debe ser sólo un mero acto formal sino que debe convertirse en esa gran bisagra que lleva a darle a la sociedad lo que ella “nos” da día a día, para que la Universidad pueda seguir teniendo sus puertas abiertas y continuar brindando una educación pública. “No echemos culpa a la Universidad de lo que no aprendimos, acá se consiguen las herramientas y los medios para ir en busca de lo que aún falta por aprender”, resaltó.

Las palabras de cierre estuvieron a cargo de la decana Ana María Garraza, quien se dirigió a los graduados y graduadas sosteniendo que hoy se comprometieron con la Institución, familias, amigos y sobre todo, con ellos mismos a ejercer con dignidad la profesión elegida. “Asumen la obligación de resguardar valores que expresan las necesidades de la sociedad; una sociedad que va construyendo en su andar las normas, los procedimientos y los ordenamientos de sus profesionales y sus trabajadores”, dijo.

En su discurso resaltó el compromiso asumido con la Constitución Nacional y las leyes de la Nación y por ello, sostuvo que es indispensable tener siempre presente el contenido del preámbulo de nuestra Constitución. “No sirve memorizarlo y recitarlo; sino que hay que analizarlo y cumplirlo”, dijo. También se refirió a la defensa de la Universidad pública, laica, abierta, democrática, inclusiva y con libertad.