La Universidad y la Escuela Normal avanzan en un nuevo proceso de integración


La Universidad y la Escuela Normal avanzan en un nuevo proceso de integración

Este lunes 18 de diciembre, autoridades de la Universidad Nacional de San Luis (UNSL), de la Escuela Normal “Juan Pascual Pringles” (ENJPP), representantes de las distintas Facultades y docentes se reunieron para establecer lazos de diálogo para pensar el futuro académico.

El punto de encuentro fue el aula magna de la Escuela, allí conformaron una mesa de diálogo el secretario General de la UNSL, Ing. Jorge Olguín; la secretaria Académica de la UNSL, Dra. Marcela Printista; la rectora de la Escuela, Esp. Alejandra Quinteros; representantes de la Secretaría de Extensión Universitaria, Secretaría de Ciencia y Tecnología y de todas las Facultades; docentes y profesores de la Escuela y de la Universidad.

La mesa de diálogo comenzó con remembranzas del nivel académico que la UNSL a construido desde la década del 70 hasta la actualidad, así los integrantes allí presentes recordaron a profesores, algunos que están y otros ya no, cursadas, horas de trabajo en laboratorios y demás anécdotas, lo que allanó el vínculo de la conversación tan esperada.

Fue la Rectora del establecimiento quien definió la necesidad de trabajar en cuatro (4) ejes para pensar en un “nosotros”. Uno de ellos es el de actualizar el Plan de Estudio para poner a la Escuela a la altura y, de esta manera, trabajar conjuntamente. Solicitó además, establecer capacitaciones al personal docente y no docente, así como también, la integración de los alumnos a la UNSL e incorporar profesores al Programa de Extensión.

Todos los presentes acordaron la importancia de establecer el pensamiento preuniversitario y hacer hincapié en que la Escuela Normal a diferencia de todas las escuelas de la Provincia, es la única Escuela Universitaria, por tal motivo es necesario involucrar a alumnos, padres y amigos del establecimiento a trabajar en conjunto.

La secretaria Académica, Dra. Marcela Printista explicó que la reunión fue una iniciativa de la Rectora acompañada por la Secretaría Académica y que el objetivo es iniciar un proceso de integración entre Universidad y Escuela, que según señalo es “un proceso tan añorado por todos los actores, tanto egresados, alumnos y docentes”, el cual consolidará el año que viene con ciertos planes y normativas para que perduren en el tiempo.

“Es muy importante para la Escuela y para toda la comunidad universitaria ya que es la única escuela preuniversitaria (…) La idea es pensarnos juntos en este proceso de formación, nosotros decimos que es un proceso de inmixión ya que se forma una relación indisoluble que quedará plasmada en acciones concretas”, manifestó Quinteros.

Durante la reunión surgieron muchos efectos y necesidades que no se tenían previstas, como la idea de que haya una integración de padres, alumnos y graduados. “El conocimiento ante cualquier actividad, asegura el éxito”, explicó Printista. Agradecida por el éxito del intercambio, la Rectora aseguró que era una necesidad la de iniciar esta etapa de diálogo y que a partir del 2018 se comenzará a programar, planificar y abrir pasos de diálogo que concretará lo dialogado.