Trabajan para promover el Movimiento Educativo Abierto en Latinoamérica


Trabajan para promover el Movimiento Educativo Abierto en Latinoamérica

La Especialista en Entornos Virtuales de Producción, Irma Pianucci, representó a la Universidad en México en el evento de Cátedra UNESCO/ICDE: “Movimiento Educativo Abierto para América Latina”.  En total fueron siete (7) los profesionales que representaron al país, provenientes de las Universidades Favaloro, San Juan, La Rioja, Villa María, Chaco y San Luis. También viajaron dos docentes de escuelas provinciales del sur. 

El evento, que se realizó del 4 al 15 de diciembre en la ciudad de Monterrey, estuvo organizado por UNESCO/ICDE y el grupo de investigación e innovación en educación de la Escuela de Humanidades y Educación del Tecnológico de Monterrey, dirigido por la Dra. María Soledad Ramírez Montoya, profesora investigadora titular del Tecnológico de Monterrey y titular de las Cátedras UNESCO e ICDE en América Latina.

La Cátedra UNESCO-ICDE “Movimiento Educativo Abierto para América Latina” tiene por objetivo promover en América Latina el acceso abierto de la producción académica y científica a través de prácticas formativas con redes y grupos de trabajo que promuevan la producción, visibilidad, diseminación y movilización del conocimiento, para apoyar la reducción de la brecha educativa en los ámbitos de enseñanza y formación docente.

La experta, quien además de Especialista, es Licenciada en Informática y profesora adjunta en el área de informática educativa, en la carrera Profesorado de Computación, y también subdirectora del Departamento de Informática, sostuvo que trabaja en la temática del Movimiento Educativo Abierto (término que acuñó la UNESCO en el 2012) y contó que participó en Inglaterra de la Open University, una Universidad pública británica que imparte cursos a distancia.

Irma Pianucci agregó que el acceso abierto tiene que ver con el acceso a los contenidos, recursos, materiales didácticos y de investigación, no solo involucra recursos sino también la divulgación y movilización de prácticas innovadoras en todos los niveles educativos así como la disposición del espacio para la práctica y para la publicación de los contenidos desde esa concepción.

Durante su estancia en México el objetivo central fue analizar experiencias del Movimiento Educativo Abierto y de la integración de metodologías innovadoras, con expositores y especialistas que compartieron sus investigaciones, estudios de casos y aplicaciones prácticas. El fin fue visualizar posibilidades educativas que apoyen la innovación de ambientes de aprendizaje y la movilización de prácticas educativas abiertas. Participaron setenta (70) profesionales de diecisiete (17) países.

“El término “Movimiento Educativo Abierto” no significa que es gratuito sino que tiene que ver con la disposición del autor de los materiales, sobre como los libera y con que permisos, pero básicamente tiene que ver con el reconocimiento de su autoría (…) Es ahí donde se hace hincapié, en lo ético. Gran parte del movimiento tiene que ver con esa concepción”, explicó Pianucci y añadió que: “fueron quince (15) días muy intensos, porque nos asignaron un curso obligatorio online con el fin de igualar el conocimiento, ya que habían personas que eran bibliotecarios y profesores de secundario”.

El evento contó con talleres y conferencias de destacados académicos de Latinoamérica y Europa. Además los participantes debían realizar un trabajo y como resultado fueron incluidos como miembros de la Cátedra.

Pianucci también participó del IVº Congreso Internacional de Innovación Educativa: “Diseñando el futuro de la educación”, que se llevó a cabo simultáneamente desde el 11 al 13 de diciembre. Fue un espacio que permitió analizar tendencias y prácticas que están revolucionando la educación en el mundo.

Cátedras UNESCO

Son el resultado de una iniciativa de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para la educación, la ciencia y la cultura. Tiene por objetivo avanzar y mejorar el desarrollo de la investigación, la capacitación y los programas de desarrollo de la educación superior por medio de la construcción de redes universitarias y del fomento a la cooperación inter universitaria mediante la transferencia del conocimiento a través de las fronteras.

Fueron aprobadas en el año 1992 por la Asamblea General de la UNESCO en su 26° sesión (1991) que estableció el Programa UNITWIN para la realización en el mundo de las Cátedras UNESCO y las redes UNITWIN. Los proyectos son en su mayoría interdisciplinarios y participan en ellos todos los sectores del programa de la UNESCO con la activa cooperación de las oficinas fuera de la sede, los centros y los institutos de la O}organización. Las Comisiones Nacionales desempeñan un papel importante al contribuir en la promoción del programa en el plano nacional, facilitar su ejecución y evaluar sus repercusiones.